Advertise here

Sucre 3

…Continuamos por el recorrido en la ciudad de Sucre, y la siguiente publicación abarcara dos destinos más de ésta, el Parque Cretácico y  el Castillo de la Glorieta, y porque les entra la curiosidad del porque o como hice para visitar tantos lugares en un mismo día, inclusive en no más de siete horas, todo se lo debo a mis nuevas amistades, ya que contrataron a un taxi que nos estuvo trasladando de punto a punto para poder aprovechar el tiempo de la mejor manera posible.

 

Castillo de la Glorieta.

Sucre 3

En la fotografía: El acceso del castillo.

Este castillo esta algo retirado del centro de la ciudad, y un poco difícil de acceder si no cuentas con transporte privado, el recorrido desde el parque Simón Bolívar es de alrededor de seis o quizá siete kilómetros (veinte minutos en automóvil), y es un sitio de interés por su peculiar construcción, ¿A qué me refiero con esto? El castillo es una mezcla de estilos arquitectónicos y justo la manera en la que se conjugan el gótico, el barroco, bizantino, ruso o inclusive el estilo árabe, es muy interesante.

De su historia.

El origen del castillo se remonta a Don Francisco Agandoña y su esposa, importantes personajes del siglo diecinueve que fueron forjando su riqueza en la época de la minería en el país, con los años fueron proclamados príncipes y se vieron en la necesidad de construir un castillo para ser dignos de tal nombramiento, la curiosidad o, mejor dicho, variedad de los elementos que la integran, se debe al capricho de los dueños de tener todo lo que veían en sus tantos viajes.

De sus horarios.

El castillo no abre los días lunes por lo que hay que tomar sus previsiones, pero sí de martes a domingo en un horario de 09:00am a las 05:50pm, y el costo para el momento que yo fui, era de veinte bolivianos para los extranjeros y de diez para los nacionales, un tip muy útil aunque en realidad algo deshonesto, es que al momento de comprar los boletos se lo dejes a un amigo local u otra persona para pagar el precio de los nacionales ya que ni aquí, ni en el parque cretácico te piden alguna especie de documento, eso sí, solamente háganlo cuando el dinero que se ahorren lo vayan a ocupar en alimentación, es decir, que lo hagan como supervivencia y no para aventajarse de la situación.

De sus atractivos.

Además de su curiosa arquitectura, el castillo tiene otros elementos llamativos como lo es la réplica del reloj Big Ben de Londres (a mucho menor escala), una torre bizantina de más de cuarenta metros donde Don Francisco Argandoña solía subir a apreciar las estrellas, otra torre pero en esta ocasión de estilo árabe para su esposa, el salón azul (literalmente es un salón azul), el salón del mal (donde se dice que el príncipe realizaba ofrendas al diablo), la capilla (de estilo gótico), la habitación de los antiguos dueños, los jardines y algunas otras salas donde se puede apreciar la manera de vivir de los príncipes y algunos datos y cuadros de la época.

 

El parque cretácico.

En este momento quisiera agradecer nuevamente a mis “amigas de la terminal” como las llamaré de ahora en adelante, ya que como había comentado anteriormente yo no tenía ni idea de que me podía encontrar en Sucre y por lo tanto no sabía de la existencia de este lugar, y en todos estos años de viaje, aún no me he encontrado con algo similar, es uno de los sitios de interés que he visitado únicos en el mundo probablemente.

De su ubicación.

Este parque se encuentra en dirección opuesta del mencionado castillo, así que para llegar hasta ahí tienes que cruzar nuevamente toda la ciudad en dirección norte, tomando la Ruta nacional 5, rumbo a la Fábrica Nacional de Cemento.

De su horario y tarifas.

El parque abre a partir de las 09:00am hasta las 05:00pm de lunes a viernes, los sábados abre de 10:00am y cierra a las 08:00pm y los domingos y más días feriados, abren de 10:00am a las 05:00pm.

Tiene un costo a nacionales de diez bolivianos y de treinta para extranjeros, me parece que al momento no he comentado nada acerca de la conversión de boliviano a dólar para dejar bien en claro el precio, un boliviano equivale a aproximadamente 0.14 dólares estadounidenses, lo que quiere decir que el ingreso al parque para los extranjeros es de 4.30 dólares aproximadamente. Sin duda no es un precio muy elevado, pero comparando los precios del país mismo, puede considerarse una entrada “cara”.

De su recorrido y lo que podemos encontrarnos dentro.

Desde el momento que ingresas al parque, vas observando réplicas a escala de diversos dinosaurios, en algunos casos son simples figuras de plástico y algunos otros da una apariencia más realista e inclusive están acompañadas de lo que se considera fue el sonido real de algunas especies.

Unas de las figuras que más llaman la atención por su apariencia y tamaño, son las del tiranosaurio rex o “T-rex” como suele conocerse, uno de los dinosaurios más temidos de aquella época (o al menos así me lo han mostrado en las películas), y la del impresionante titanosaurio, que ha sido considerado como el animal terrestre más grande conocido, y el último de los dinosaurios gigantes (es similar a la familia de pie pequeño, de la película de dinosaurios “en búsqueda del valle encantado”).

Sucre 3

En la fotografía: la réplica del peor temor de pie grande.

Cruzando el patio con las distintas replicas de los dinosaurios, llegamos a lo que es un mirador que apunta a una especie de montaña con marcas, pero si prestamos mayor atención y observamos a detalle, descubriremos una infinidad de huellas de dinosaurios de distintos tamaños y épocas, este impresionante descubrimiento es el principal atractivo del parque.

Sucre 3

En la fotografía: un zoom de la montaña desde la terraza.

Años atrás, la Fábrica Nacional de Cemento, comenzó a escarbar lo que parecía ser un cerro rico en cal retirado de la ciudad, para los que no conozcan la composición del cemento, les informo que la cal es el principal componente de éste, en una de esas excavaciones fueron saliendo a relucir, una serie de huellas marcadas a lo largo de la historia, de ahí comenzó la investigación en el lugar y un gran numero de paleontólogos acudieron al lugar como si de una mina de oro se tratara (y no estaban muy equivocados).

El cerro de cal o Cal Orck’o como también se le conoce, muestra un conjunto de más de cinco mil huellas de diversas especies, pero no significa que los dinosaurios hayan caminado atravesando este cerro, y la actual posición de las huellas se debe a los distintos movimientos que ha estado sufriendo la Tierra en todos estos años, las placas tectónicas han ido chocando formando montañas y depresiones, y en toda esta serie de hechos que cualquier amigo geólogo te puede explicar a mayor detalle, las huellas se “inclinaron”, otro último hecho interesante del cerro de cal, es que esta conformado por una serie de capas que representan entre cada una miles o millones de años, actualmente se aprecia que el cerro sufrió un derrumbe o mejor dicho se desprendió un pedazo, dando a denotar más huellas, lo que significa que todo ese cerro es una montaña de información de la época de los dinosaurios.

Sucre 3

En la fotografía: se observa una de las partes donde se desmoronó una de las capas.

El acceso al parque incluye a todos los curiosos, una visita de cerca al cerro, no recuerdo si ocurre cada hora o en horarios específicos, en las visitas te prestan un casco y bajas aproximadamente cuatro pisos (escalones nada parejos, así que es difícil de subir para personas con poca capacidad motriz o poca condición física) y te llevan al pie de las huellas para darte una explicación más detallada.

Finalmente, el lugar cuenta también con un lugar para comer ubicado en una terraza (con una agradable vista a la ciudad), una exposición de huesos, más huellas, y huevos de dinosaurios, y algo de información extra para complementar lo aprendido (como verán la información es tan clara que me ha permitido explicar con gran lujo de detalle el lugar).

Sucre 3

En la fotografía: una replica de los huesos de un dinosaurio.

El recorrido puede llevarte entre unos cinco minutos hasta una hora y media, dependiendo el grado de información que quieras aprender, la cantidad de fotos que te quieras tomar, y el tiempo que debas esperar para realizar el recorrido al cerro de cal, pero sin duda, considero al parque como uno de los lugares que deben ir obligados y no solo a los amantes de los dinosaurios.


Galería de fotos


Comentarios (0 comentarios)


¿Quieres tener tu propio blog Erasmus?

Si estás viviendo una experiencia en el extranjero, eres un viajero empedernido o quieres dar a conocer la ciudad donde vives... ¡crea tu propio blog y cuenta tus aventuras!


¿No tienes cuenta? Regístrate.

Espera un momento, por favor

¡Girando la manivela!