Advertise here

Primer Erasmus en el extranjero - Praga


¡Hola amigos!

¿Qué decir al respecto? Praga fue mi primera experiencia en el extranjero. Bien, en verdad para ir allí tuve que quedarme una noche en Munich, pero visité muy poco en verdad como para decir que “realmente estuve allí... ”

Finalmente tengo la oportunidad de catalogar mis viajes en un blog, algo que quería hacer ya desde hace un tiempo, y por esto mismo agradezco a esta plataforma por darme esta oportunidad.

Volviendo a hablar sobre Praga, les comento que es una ciudad hermosa, rica en historia pero también con grandes contradicciones. Cuando fui allí, el clima no era “el mejor” y, todavía peor, en ese momento había un “aire de derby” entre “Slavia Praga” y “Sparta Praga”. La ciudad estaba llena de admiradores de los dos equipos que a menudo entraban en contacto y, además, no había controles para nada contra las drogas, ya que los narcotraficantes se te acercaban sin mucho misterio, a veces incluso un poco como si comprar drogas fuera como comprar pan. En ese momento me pregunté dónde estaba la policía, pero aparte de eso ahora hablaré sobre mi experiencia positiva en Praga.

primer-erasmus-en-el-extranjero-praga-1018d5d6f4b8e0cc59b1c063c065b36c.jpg

Desde un punto de vista cultural, hay mucho que visitar. Personalmente, vi la “Plaza Wenceslao”, que es hermosa y rica en historia; el muro de “Jhon Lennon”, muy colorido e inspirado en el arte callejero; la estatua dedicada a “Kafka” muy bonita pero muy poco cuidada y controlada; y el cementerio judío muy sugestivo y me animó también a pararme a pensar, y de hecho, también me conmovió mucho.

primer-erasmus-en-el-extranjero-praga-1825614e2cb4a6b2339cb8552dee18bc.jpg

El primer día que llegamos a nuestro hotel.

Las habitaciones eran agradables y estábamos cerca del centro, cuando nos alistamos para comer nos dimos cuenta de que la comida era muy pobre y algunos amigos también se encontraban mal. Aparte de esto, hay otra cultura, así que aprendí a apreciarla sin hacerme muchas preguntas sobre la comida.

Si quieres divertirte por la noche, Praga es perfecta: la segunda noche fuimos a una discoteca de 4 pisos donde había un tipo diferente de música en cada piso. También me quedé en el lugar donde estaba la batería y el bajo porque en ese momento me gustaba más escuchar ese tipo de música. Mis amigos, al no haber tenido la oportunidad de conocer chicas, decidieron ir a un club nocturno, así que yo también fui. Las chicas eran amables, aunque no me gustaba el tipo de mujeres que eran, y no sé si era legal, pero ellas pidieron un extra para un show privado que también podría terminar con sexo, imagino que si pagabas más aún. Tampoco acepté porque no me gusta pagar por estas cosas, pero fue una buena experiencia de todos modos.

primer-erasmus-en-el-extranjero-praga-2dfe5d9584889a26f3869eb90a98d5c3.jpg

Probablemente volvería a ver Praga después de todas mis experiencias porque, siendo la primera vez que iba siento que tal vez no lo disfruté completamente.


Galería de fotos



Contenido disponible en otros idiomas

¡Comparte tu Experiencia Erasmus en Praga!

Si conoces Praga como nativo, viajero o como estudiante de un programa de movilidad... ¡opina sobre Praga! Vota las distintas características y comparte tu experiencia.

Comentarios (0 comentarios)



¿No tienes cuenta? Regístrate.

Espera un momento, por favor

¡Girando la manivela!