Advertise here

Pros y contras de estudiar en Klagenfurt

Durante los últimos cinco meses he tenido mucho tiempo para considerar los pros y los contras de estudiar en Klagenfurt. Hay ciertos aspectos que echo de menos de la universidad en Cork, pero también hay otras cosas de Klagenfurt que echaré de menos cuando regrese del Erasmus.

Pros y contras de estudiar en Klagenfurt

Una de las ventajas que observé nada más llegar a mi alojamiento en Klagenfurt fue la gran relación calidad/precio que hay en comparación a Cork. Mi alojamiento se encuentra a dos minutos caminando de la universidad y es mucho más barato de lo que pagarías por algo similar en Irlanda.

En lo referente a la universidad en sí, una de las mayores ventajas de estudiar en Klagenfurt es la diferencia de tamaño del aula. Aunque al principio resultaba intimidante estar en un grupo pequeño de estudiantes en vez de uno grande en un anfiteatro, enseguida me di cuenta que en realidad esta situación tenía muchas ventajas.

En primer lugar, los seminarios son más interactivos, centrados en el trabajo grupal y es fácil acercarse al profesor en caso de tener alguna duda. Hasta ahora toda la gente que he conocido ha sido muy simpática y me ha ayudado en todo lo posible.

Otra ventaja es la gran flexibilidad del sistema de evaluación aquí. Me sorprendió muchísimo descubrir, tras hablar con uno de mis profesores, que tienes cuatro oportunidades para aprobar la mayoría de los exámenes. Fue un alivio saber que, si no me sentía preparada para un examen, o me salía mal uno, tendría la oportunidad de rehacerlo no mucho más tarde.

De igual modo, el sistema de evaluación parece mucho más relajado en general. En muchas asignaturas ni siquiera se realiza examen y se basan en pequeñas tareas, en otras solo realizan pequeñas pruebas durante las clases. Fue un alivio no tener la presión de tener que aprobar un montón de exámenes justo antes de navidad. Como aquí el semestre acaba el 31 de enero, fue algo nuevo el poder disfrutar por completo de la atmosfera navideña sin tener constantemente la preocupación de los exámenes finales del semestre.

También me sorprendió la localización tan pintoresca de las universidades. Están a tan solo diez minutos paseando desde Wörthersee, el lago más grande de Carintia. Es fácil ver por qué es una atracción turística tan concurrida durante el verano. El agua es cristalina y está rodeada por varias pequeñas aldeas, cada una con su encanto característico.

Pros y contras de estudiar en Klagenfurt

Por último, Klagenfurt es un destino increíble al que viajar y jamás habría tenido tantas oportunidades de viajar de no haber sido por participar en el programa Erasmus. El hecho de que puedas estar en un país completamente diferente en cuestión de una hora o dos es increíble y he visitado más países en los últimos cinco meses que en todo el resto de mi vida.

A pesar de estas ventajas, obviamente hubo algunos aspectos negativos. Una de las cosas que me frustró bastante fue tratar de cuadrar mi horario lectivo. Estamos tan acostumbrados a que nos entreguen los horarios hechos en mi universidad, que la idea de tener que elegir yo misma las asignaturas me resultó extraño.

Al principio pensé que me encantaría la libertad de poder elegir mis asignaturas, pero rápidamente me di cuenta que muchas de las asignaturas en las que estaba interesada coincidían entre ellas.

También me di cuenta de que muchas de las asignaturas relevantes para mi carrera no se impartían los lunes o viernes, así que acabé comprimiendo muchas clases de martes a jueves para poder compensar mis créditos.

Además, las asignaturas se llenaron enseguida, por lo que aprendí que, si quieres garantizar tu plaza en una asignatura, debes apuntarte lo antes posible.

Las pequeñas universidades tienen muchas ventajas, como por ejemplo los pequeños grupos de alumnos que he mencionado antes, pero en ocasiones por supuesto que echo de menos el ambiente que se respira en universidades más grandes como la University College Cork, especialmente en eventos como la semana de bienvenida.

Pros y contras de estudiar en Klagenfurt

Pero, por otro lado, no echo nada de menos tener que hacer cola ¡por un sitio en la biblioteca! Otro inconveniente es que el dialecto aquí puede ser difícil de entender si estás intentando aprender alemán, aunque con el tiempo se va haciendo más fácil.

Considerándolo todo, los aspectos positivos de estudiar en Klagenfurt sobrepasan sin duda a los negativos e incluso he conocido a un montón de gente maravillosa. Me alegro de haber tomado la decisión de estudiar aquí y estoy deseando que llegue el segundo semestre.


Galería de fotos



Contenido disponible en otros idiomas

Comentarios (0 comentarios)


¿Quieres tener tu propio blog Erasmus?

Si estás viviendo una experiencia en el extranjero, eres un viajero empedernido o quieres dar a conocer la ciudad donde vives... ¡crea tu propio blog y cuenta tus aventuras!

¿Quieres tener tu propio blog Erasmus?


¿No tienes cuenta? Regístrate.

Espera un momento, por favor

¡Girando la manivela!