Advertise here

¿Cómo llegué a ser alumna de intercambio en Estambul?

La Oficina de Estudios en el Extranjero

— Entonces, ¿estás preparada para la Universidad de Bogazici? —me preguntó mi mentora.

— Sí, creo que lo estoy. —Y estaba siendo sincera porque ya había terminado todo el papeleo, enviado todas las solicitudes, descubierto lo simple que es solicitar el visado para estudiantes e, incluso, reservado los billetes de avión. Me aprendí algunas frases en turco y llené mi escritorio con otras frases importantes y varias preguntas clave en turco. Estaba preparada.

Pero, ¿cómo llegué hasta ahí? Todo empezó al menos 6 meses antes, cuando conocí a una vecina de mi edificio.

how-i-chose-be-exchange-student-istanbul

Haciendo amigos

Mi vecina era de un país que no sabía localizar en el mapa. Turquía. Al menos sabía que era un país oriental, pero ni idea de dónde estaba. Me acuerdo de que hace tiempo tenía a un amigo de ahí. Turquía. Ni siquiera tenía una idea de cómo podía ser.

Mi vecina y yo nos hicimos amigas. Un mes después acabó mudándose a mi apartamento, donde compartía habitación con otras compañeras y nuestro "espontáneo" semestre de otoño juntas fue genial. Salíamos a comprar dulces por la noche, fuimos juntas a Ikea para comprar la decoración navideña y montamos nuestro primer mini árbol de Navidad en el apartamento, cerca de las ventanas. Las luces brillaban siempre y nos daban la bienvenida a casa todas las tardes oscuras de diciembre. Empecé a aprender algunas palabras básicas en turco y su inglés mejoró muchísimo según pasaba el tiempo.

Para cuando llegó la Navidad éramos casi como hermanas. Sabía que se volvería a Turquía en verano y pensé, ¿y si me voy yo también? Ya había empezado a mirar los programas de intercambio, con especial atención a los de Francia. O sea, ¿quién no quiere vivir en París durante un semestre entero? Pero, de repente, Turquía empezó a intrigarme. ¿Cómo será vivir en un país del que no sé nada? Además, podré conocer a la familia de mi mejor amiga, aprender más sobre su propia cultura y pasar más tiempo con ella. Ya que nos habíamos hecho tan amigas, no quería que miles de kilómetros nos separaran.

¿Cómo llegué a ser alumna de intercambio en Estambul?

Encontrar un programa de intercambio

Así que se lo pregunté un día de vacaciones que estábamos con mi familia. ¡Y no le pareció ninguna locura! Empezamos a mirar todos los programas y finalmente encontramos el programa de intercambio entre mi universidad y la Universidad de Bogazici. Me dijo: ¡es una muy buena universidad, deberías estudiar ahí! Y Estambul es preciosa. Y tenía razón.

El siguiente mes de septiembre me vi en un avión, viajando por primera vez a un país aún desconocido para mí y a miles de kilómetros. No sabía lo que me esperaba, pero sí sabía que podría contar con ella para que me ayudara a explorar mi destino: el país y su cultura. ¡Y lo hizo! Mi primer fin de semana en Estambul me enseñó los supermercados de alrededor y me compró mi primera tarjeta de transporte. Probé por primera vez el dürüm en un pequeño restaurante decorado con estatuillas de corderitos e hicimos una escapada a la playa antes de que empezaran las clases. Aprecio muchísimo su amistad y cómo me introdujo a un nuevo mundo que explorar.

¿Cómo llegué a ser alumna de intercambio en Estambul?

Una aventura que te cambia la vida

El semestre que cursé en Estambul como alumna de intercambio cambió mi vida para siempre. Volví a mudarme a Estambul poco después de terminar el programa de intercambio, estudié el idioma en mayor profundidad y encontré trabajo como profesora en un colegio internacional. Todavía vivo cerca de la Universidad de Bogazici y varios compañeros con los que me junté durante aquel trimestre se van a graduar en unas semanas. Me parece una locura ver cómo todas esas pequeñas decisiones que tomé en la universidad y los amigos que hice han cambiado mi vida para siempre.

how-i-chose-be-exchange-student-istanbul

¡Hazlo!

Estudiar en el extranjero siempre es una buena idea. Escoge un lugar con el que tengas una conexión especial e invierte en conocer la cultura de ese lugar. Y antes, mientras estés en tu universidad ¡haz amistad con alumnos de Erasmus o de intercambio que estén estudiando contigo! Esas amistades te abrirán las puertas a que conozcas nuevos horizontes, como me pasó a mí.

¡Mucha suerte en tu aventura de estudiar en el extranjero!


Galería de fotos



Comentarios (0 comentarios)


¿Quieres tener tu propio blog Erasmus?

Si estás viviendo una experiencia en el extranjero, eres un viajero empedernido o quieres dar a conocer la ciudad donde vives... ¡crea tu propio blog y cuenta tus aventuras!


¿No tienes cuenta? Regístrate.

Espera un momento, por favor

Girando la manivela...