Advertise here

Bilbao, primeras impresiones

Publicado por Teresa Hernández — hace 2 años

Blog: España es diferente
Etiquetas: Blog Erasmus Bilbao, Bilbao, España

¡Hola a todos! Voy a contaros uno de los últimos viajes que he hecho por España con la universidad. El año pasado fuimos a visitar la ciudad de Bilbao. Yo solo había estado de paso una vez cuando era más pequeña, de modo que no me acordaba de nada.

Llegada y albergue

Salimos muy temprano de Zaragoza, fuimos en bus haciendo alguna parada para descansar. Durante el viaje podíamos leer una guía que había preparado uno de los profesores, tenía horarios e información sobre todos los sitios que planeábamos visitar.

Conforme nos íbamos acercando al País Vasco el paisaje se iba volviendo más verde mientras el cielo se tornaba cada vez más gris. Pasamos por varios túneles, cada vez había más montañas. Este entorno contrastaba mucho con los secos parajes de la provincia de Zaragoza. A mi siempre me ha gustado mucho más el norte que el sur.

Cuando llegamos no había apenas nubes, más bien hacía buen día. Lo primero que vimos fueron muchas carreteras que subían y bajaban haciendo curvas. Y sobre todo mucho verde, muchos árboles, mucha hierba... todo estaba muy vivo, además nos encontrábamos en plena primavera.

bilbao-primeras-impresiones-140c505f8bbd

Recorrimos las carreteras y seguimos las señales para llegar hasta la ciudad. Lo primero que hicimos fue ir al albergue e instalarnos cuanto antes. El albergue estaba muy bien, había habitaciones con literas para muchas personas y zonas comunes. Una vez instalados, cogimos lo necesario y fuimos a ver la ciudad.

Primeras visitas

Ya era la hora de comer, así que buscamos un restaurante por la zona que nos tocaba visitar. Hacía un poco de fresco así que íbamos con los chaquetones. Una vez terminamos de comer nos dirigimos al primer lugar que íbamos a visitar. Se trataba de la Torre de Iberdrola. Destacaba entre los antiguos edificios, y en cuanto tuvimos una buena vista de ella comenzamos a hacer fotos.

Como llegamos los primeros estuvimos un rato dando vueltas a su alrededor, a algunos nos tenía fascinados, era tan esbelta.

bilbao-primeras-impresiones-5f7d1a082b27

Tenía una especia de base que era más ancha y dentro de la cual se podía ver que había vegetación. Hicimos muchas fotos en la parte de abajo mientras esperábamos a los demás.

bilbao-primeras-impresiones-488f5a536fb4

La torre estaba junto al río, después de escuchar la explicación que hicieron los profesores sobre el edificio fuimos hacia allí.

Pasamos al otro lado del río cruzando por un puente, estando subidos en él, nos fueron indicando los edificios que se podían ver desde allí. Habíamos dejado atrás la torre de Iberdrola pero volvimos hacia ella para ver algunos edificios que había en esa orilla, concretamente Bizkaia Aretoa UPV/EHU, el cual visitamos, y la Biblioteca CRAI, que está justo al lado.

Siguiendo el camino que llevábamos llegamos al Museo Guggenheim, uno de los edificios más icónicos de la ciudad. Yo anteriormente solo lo había visto por fuera, y me pareció algo impresionante. Aún no estaba estudiando arquitectura pero me contaron que se cree que Frank Gehryhizo el diseño a partir de una servilleta que había arrugado previamente. Todas esas formas parecen estar en movimiento y mires por donde mires el edificio siempre parece diferente, desde cualquier ángulo.

bilbao-primeras-impresiones-69fa32c18aaf

Dimos una gran vuelta antes de entrar, rodeamos todo el edificio, lo cual nos llevó tiempo ya que no parábamos de fotografiarlo, pero claro, parecía cambiar constantemente. Pasamos una especie de puente que separaba su estanque del río. Seguimos haciendo fotos, subimos por unas escaleras hacia un puente, y más y más fotos.

bilbao-primeras-impresiones-e3a72f7ad16d

Cómo lo habíamos rodeado casi por completo, ahora estábamos lejos de la entrada, y además habíamos bajado bastantes escaleras. Tuvimos que subir por unas nuevas que nos llevaban a una carretera que había arriba con un gran arco rojo de formas muy llamativas, se pasaba por debajo de las vías mientras subías una estructura metálica.

bilbao-primeras-impresiones-678cd329448b

Una vez llegamos arriba, una nueva perspectiva, hicimos más fotos. Y caminamos junto a esas vías hasta llegar a la entrada del museo.

En la entrada había músicos y en esos momentos no hacía demasiado frío, se estaba muy bien. Para entrar había que bajar una escalinata que descendía bajo unos grandes carteles que anunciaban una exposición de Andy Warhol y otra de Louise Bourgeois.

bilbao-primeras-impresiones-0a20aa313ccf

Una vez dentro dejamos las mochilas, bolsos y abrigos. Cogimos unas audioguías y nos adentramos en el museo. Yo, que nunca lo había visto por dentro quedé maravillada, en la parte central nos explicaron que las formas simulaban peces, que era una abstracción del mar. El interior también me pareció algo muy complicado pero a su vez muy bello.

Recorrimos el museo de arriba abajo, creo que logramos ver todas las exposiciones que había en ese momento.

bilbao-primeras-impresiones-240b9fce5137

Incluida la instalación de grandes esculturas que hay en su interior y lleva ahí desde que se construyó. También hay una sala que las explica, con una pequeña maqueta de esta instalación. Eran enormes, se podían recorrer de mil maneras, algunas incluso llegaban a marearte.

bilbao-primeras-impresiones-a43b911e18ac

También hay algunas esculturas en el exterior como la Araña o los Tulipanes.

El día había sido muy largo, después de esta visita no podíamos más fuimos a cenar algo, a algunos (especialmente a mi) se nos cerraban los ojos durante la cena.

Fuimos al albergue y esa noche dormimos profundamente, pensando en que nos depararía el día siguiente.

Ver más fotos


Galería de fotos



Contenido disponible en otros idiomas

Comentarios (0 comentarios)


¿Quieres tener tu propio blog Erasmus?

Si estás viviendo una experiencia en el extranjero, eres un viajero empedernido o quieres dar a conocer la ciudad donde vives... ¡crea tu propio blog y cuenta tus aventuras!


¿No tienes cuenta? Regístrate.

Espera un momento, por favor

¡Girando la manivela!