Advertise here

¡Ay Ay Ay! ¡Conquistando México lindo güey!


Quiero compartir un trocito de mi experiencia como "Erasmus Mundus" en México. Siempre me ha gustado viajar, mis padres desde pequeña me llevaban a todos los sitios, incluso con 3 añitos me montaron en un avión. Ahora es muy normal moverse pero en 1993 no lo era tanto, el caso es que se ha puesto muy de moda el rollo "wanderlust" y la moda por viajar, seguro que habéis oído o visto esa palabra en algún sitio, viene a significar la pasión loca por viajar y descubrir nuevos sitios. Se llame como se llame creo que es con lo que nací yo, y desde que empecé la universidad siempre pensé en aprovechar la oportunidad que ofrecen y sentir la experiencia de vivir en otro país.

Estudié en la universidad de Burgos el grado en Terapia ocupacional, en tercero de carrera conseguí una plaza para estudiar mi último año en Pachuca de Soto (México), no me lo pensé mucho, consulté a mis padres y al segundo día ya me estaba imaginando como sería todo. Tuve la suerte de que me tocó con otros tres compañeros de carrera, que en ese momento estudiaban un curso por debajo que yo, así que os podéis imaginar si ya irte solo es la caña, ¡con tres más sudas purpurina! Estábamos destinados a la misma Universidad y desde el principio acordamos vivir juntos. Puse suerte antes porque creo que es una ventaja enorme coincidir con personas que estudian lo mismo que tú y que les haya tocado en el mismo sitio. Vivir un año fuera inevitablemente también supone momentos no tan buenos, y tener siempre cerca a alguien ayuda, y mucho. Los 11 meses que estuvimos fueron geniales, yo desconecté por completo, es decir, claro que eché de menos a mi familia y amigos, sobre todo en fechas señaladas como navidades y demás, pero en mi caso me mentalicé de que iba a estar un año fuera y de que no podía perder demasiado mi tiempo ni mis pensamientos en la vida que había dejado, así que me lancé a no pensar demasiado y creo que al poco tiempo ya me sentía como una mexicana! :)

El 6 de Agosto de 2016 volé a Cancún junto con mis compañeros, pasamos allí 3 días antes de ir a Pachuca y comenzar la universidad. He de decir que pasé unos días bastante intensos porque quisimos ver todo lo posible, pasar tiempo en la playa y por qué no, disfrutar en alguna famosa discoteca ;). Entre la emoción y el “jet lag” a nuestro favor (ya que no dormíamos demasiado), el resultado fue una mezcla de "éxtasis viajero" que nos proporcionó montar en ferry hasta una pequeña isla llamada "Isla mujeres", bucear en cenotes (cueva inundada de agua), descubrir el transporte (combis), pequeñas furgonetas que hacen de taxis y que de verdad es toda una experiencia montar en ellas, dar los primeros pasos en probar la comida mexicana, esto es, enchilarnos hasta nuestra madre (como dirían allá) e incluso tener un serio pero pequeño percance con los federales. Todo quedó en un susto y anécdota que os contaría pero supondrían uno o dos blogs más ;)

La llegada a Pachuca de Soto fue un bajón al principio, porque venía de sol y playa y creía que el tiempo caribeño se extendía por todo el país, pero no, Pachuca, y muchas zonas del centro de México tiene un clima cambiante, en el que como dicen sus gentes, puedes apreciar todas las estaciones en un sólo día. Y es cierto, de pronto sale el sol y a las dos horas llueve, esto es molesto al principio aunque acabas acostumbrándote ¡No hay nada como unos “esquites calientitos” para combatir el frío!

ay-ay-ay-conquistando-mexico-lindo-guey-

Allí todo es diferente, la estética de las calles, la atmósfera que se respira, la comida, la moneda...he de decir que mola, porque es un país muy bello, en vías de desarrollo y poco a poco van tomando forma y cogiendo cosas de la cultura Americana y Europea (Más de la Americana). Curioso ver como la gente que menos tiene se gana la vida con cualquier cosa y como no les importa dar lo que tienen y demostrar si pueden, lo bueno que es su país. Por otra parte, se nota muchísimo la desigualdad social, a cualquier ciudad de México que vayas, ves a niños vendiendo por la calle mientras coches caros circulan por la ciudad.

ay-ay-ay-conquistando-mexico-lindo-guey-

ay-ay-ay-conquistando-mexico-lindo-guey-

 

En cuanto a Pachuca, me pareció acogedora, tranquila, grande y cambiante, como su gente. El principal atractivo de la ciudad es un reloj en medio del centro, un par de mercados, sus calles empinadas con casitas bajitas y coloridas, la comida por las calles, en las que siempre hay carritos de tacosfrutasesquites y elotes, que son granitos de maíz y mazorcas con limón, sal y chile al gusto. He de decir que la comida en general está buenísima, y si no eres muy especial ni escrupuloso para comer, pruebas cosas que nunca te habrías imaginado, como por ejemplo los escamoles, que son huevos de hormiga cocinados con mantequilla, o los ricos chapulines, que son ni más ni menos que saltamontes fritos con su capita de chile por encima, rico verdad? Y no quiero dejar de mencionar las famosas tortillas de maíz, que mira que me gusta el pan de pueblo, pero de verdad esta masa conquistó mi paladar  desde el primer día, y aún hoy, sigo echándolas de menos :)

 

ay-ay-ay-conquistando-mexico-lindo-guey-

ay-ay-ay-conquistando-mexico-lindo-guey-

 

ay-ay-ay-conquistando-mexico-lindo-guey-

 

Si os hablo de la Universidad de La Salle, que es donde estuve, sólo puedo decir que recibí hospitalidad, calidez y cariño por parte de todos, tanto de los profesores como de compañeros. El hecho de ser extranjero y estar en su país es algo que valoran muchísimo y eso se nota desde el minuto uno. Mi experiencia allí fue muy buena, quizás recuerda un poco a esas típicas películas americanas en las que los jóvenes se pasan todo el día en la universidad, involucrados de lleno, asistiendo a clases y actividades en pro a la facultad. Como es algo a lo que no estás acostumbrado por aquí, cuesta al principio pero acabas cogiéndole el gusto.

 

ay-ay-ay-conquistando-mexico-lindo-guey-

 

Cuando dije que me iba a México a pasar un año la mayoría de personas me dijeron; ¡Estás loca! ¡Qué miedo! ¡Es mucho tiempo! ¡Qué horror! y en parte es comprensible porque la información que tenemos del país o la idea estereotipada más bien, no es nada buena; Narcos, droga, machismo y muerte, sobre todo mucha muerte. Yo por el contrario, no me encontré nada de eso, al revés, descubrí un país vibrante, intenso, colorido y muy rico en todos los sentidos, conocí a gente muy interesante y con personalidades que nunca antes había conocido, sentí la calidez y la amabilidad de su gente, su sentido del humor, tan exaltado y a veces tan necesario, en definitiva todo bueno, y si que es verdad que por mi estilo y personalidad podrían haberme pasado cosas, porque a veces no pienso y me puede más la curiosidad y el vivir el momento que la sensatez, pero creo que fue eso justo lo que me sirvió para estar segura allí, y si existe la suerte, pues también me dió la mano :D

 

 

 

¡Ay Ay Ay! ¡Conquistando México lindo güey!

Viajé todo lo que pude, sobre todo en vacaciones y los fines de semana, en total conocí 9 estados. Me bañé en aguas del pacífico, conocí pueblecitos que eran lo más parecido al paraíso, me adentré en la selva del estado de Chiapas, probé tequila en la famosa ciudad de Tequila, bebí y sentí la magia del mezcal, conocí las montañas del estado de Oaxaca, di el grito en el zócalo del Distrito federal, bebí y canté el día de muertos, pude sentirme en otro mundo cuando visité Real de catorce, un pueblecito minero y aislado entre montañas, del estado de San Luis de Potosí. Me relajé en aguas termales mientras veía acantilados de miles de metros caer, le di la mano a un mono aullador (casi me la come jaja) y hasta acabé hablando con el acentillo mexicano y usando su jerga (que no es poca), en definitiva, hice, vi y sentí cosas que nunca había experimentado, por eso quería compartir un pequeño trocito de mi aventura, que más que un viaje fue eso, una aventura inolvidable. Y con todo esto y tanto tiempo, no os extrañe por qué me sentí como una más , creo que México me extraña y yo a él también, pienso volver muy pronto :)

 

ay-ay-ay-conquistando-mexico-lindo-guey-

¡Os animo a que vayáis y conozcáis ese lindo país, y sobre todo a que viváis un Erasmus sea donde sea!

¡Ay Ay Ay! ¡Conquistando México lindo güey!

 


Galería de fotos


¡Comparte tu Experiencia Erasmus en Pachuca de Soto!

Si conoces Pachuca de Soto como nativo, viajero o como estudiante de un programa de movilidad... ¡opina sobre Pachuca de Soto! Vota las distintas características y comparte tu experiencia.

Comentarios (0 comentarios)


¡Comparte tu experiencia Erasmus!


¿No tienes cuenta? Regístrate.

Espera un momento, por favor

¡Girando la manivela!