Advertise here

Palacios de Irán: Saad Abad (segunda parte)

El palacio verde:

Sé que habéis estado esperando con impaciencia la segunda parte de mi artículo sobre Saad Abad. Así que aquí tenéis. Para aquellos que todavía no hayáis leído mi primer artículo, aquí tenéis el enlace. Una vez haber visitado el palacio blanco, pregunté a los guías turísticos sobre cómo ir al palacio verde. Me dijo que se podía ir coger un transporte que me llevaría directamente a un módico precio o que si no podía ir simplemente andando. Cuando dijo andando me imaginé algo así como 5 minutos, no más. El tiempo acompañaba y estaba en buena compañía (el equipo de vuelo neerlandés) para hablar, y además eran buenos conversadores. Pero, ¿tanto tiempo? No me esperaba que con decir "ir andando" quería decir salir de expedición. Para más inri, era un camino tan empinado que, por lo menos, me sirvió para trabajar las piernas. Y os aseguró que al día siguiente se notaba.

the-saad-abad-complex-pt-2-53293c2bf25b9

(El palacio verde desde lejos)

Dejemos a un lado mi físico excelente para aprender algunos datos interesantes sobre el palacio. La razón por la que creo que saber más sobre la historia y las curiosidades de lo que visitamos es porque sin ello no sería más que un mero edificio con sus muebles estéticos. Es como si no hubiera profundidad ni contenido. El palacio era propiedad de Reza Shah, es decir, el padre de Mohammad Reza Shah. Fue su residencia y lugar de trabajo durante muchos años. El palacio se sitúa al noroeste del complejo de Saad Abad y se necesitaron siete años para su construcción. El exterior del palacio fue diseñado con preciados mármoles de color verde de canteras iraníes; de ahí el nombre del palacio. El palacio cuenta con tan solo dos pisos y durante el reinado de Mohammad Reza Shah fue utilizado como alojamiento para los dignatarios extranjeros. Entre otros Jimmy Carter ex presidente de los Estados Unidos de América.

the-saad-abad-complex-pt-2-fef9de34c76ee

(La escaleras)

Pasemos a las habitaciones del palacio y a cuánto desearía vivir aquí. Después de subir por las escaleras llegamos al salón de los espejos. Se trata de un salón cubierto de espejos, incluso en el techo, y una verdadera originalidad del arte iraní. Se tardaron 4 años en su finalización. Las cortinas están hechas de plata y la alfombra mide 70 metros. ¡Cortinas de pla-ta!

the-saad-abad-complex-pt-2-ba476b3497209

(El salón de espejos)

the-saad-abad-complex-pt-2-11292eb1bffbf

(Una buena foto del salón)

Fuente

Este es el despacho de Reza Shah. Como veréis soy una malota, he sacado una foto aunque haya un cartel que lo prohíba expresamente. No, estoy de bromas. Pedí permiso y el simpático guía me dejó sacar las fotos. La foto que podréis ver es del mismísimo Reza Shah. Tristemente no pude sacar mejor foto de su oficina.

the-saad-abad-complex-pt-2-b62edc6742ccc

(La oficina del Shah)

Fuente

Os presento el salón de estar. Fijaos en el techo y la lámpara de araña. Son majestuosos, ¿a que sí? No quiero ni imaginar lo que se tuvo que tardar en terminar solo el techo. La parte más hermosa del palacio es el dormitorio del Shah. Las paredes y el techo están decorados con trabajos de cristal despampanantes. Pero lo que más impacta es que el diseño es igualito al de la alfombra en el suelo. Literalmente han pintado el diseño de la alfombra en el techo. Una maravilla.

the-saad-abad-complex-pt-2-3e9a2756eec40

the-saad-abad-complex-pt-2-3f97b8b890614

(El salón y el lamparón)

Otra de las curiosidades es que en el dormitorio original no había cama. El Shah insistió en dormir en el suelo; sus hábitos de militar eran persistentes. Después de la redecoración que ordenó Mohammad Reza, se procedió a añadir una cama al dormitorio. El lavabo se reformó en 1970 completamente en marmol.

the-saad-abad-complex-pt-2-7aa2f06315643

(La oficina del Shah)

Fuente

the-saad-abad-complex-pt-2-25ac7ba505c8d

El piso bajo se utilizó como sótano durante el reino del sha Reza y más tarde se reformó en sala de recepción, se hicieron dos dormitorios y un salón de banquetes para los dignatarios extranjeros. Esto es prácticamente todo lo que se puede decir del palacio verde.

Museo de los hermanos Omidvar:

Este museo se sitúa dentro del complejo de Saad Abad, pero tranquilos porque no tiene nada que ver con la dinastía Pahlavi. Se trata de un museo fundado por dos viajeros del mundo iranís que viajaron por todo el mundo para difundir su mensaje de paz y de unidad. Su eslogan era: "Todos somos diferentes, todos estamos conectados". Sus nombres eran EIsa Omidvar y Abdollah Omidvar y se llevaban solo dos años de diferencia. El museo alberga su colección de hallazgos. Con lo fascinada que estaba por los Pahlavi y su modo de vida, visité un poco de refilón todo el museo para poder pasar a otra cosa más relacionada con ellos. Pero justo cuando estaba a punto de salir recapacité y me dije que esta era la única oportunidad que iba a tener de disfrutar y entender lo que me esperaba en este museo.

the-saad-abad-complex-pt-2-d212c02c94371

(El coche y moto que utilizaron durante sus viajes)

El museo originalmente era un lugar para aparcar los carruajes y también se utilizaba como área de descanso por los chóferes durante la dinastía Qajar. Los hermanos Omidvar viajaron por todo el mundo durante 10 años. Empezaron con tan solo 90 dolares en sus bolsillos. Celebraron exposiciones de sus souvenires, escribieron artículos relatando sus hazañas y dieron discursos en universidades conocidas en el mundo entero. Después de pasar 10 años como trotamundos, crearon un documental de 16 horas de duración que estuvo en la cartelera de los cines durante 10 años seguidos. Al final acabaron siendo bastante famosos.

La primera foto muestra sus cámaras, fotografías, pasaportes y otros efectos personales.

the-saad-abad-complex-pt-2-bf57893731082

Entre otras cosas tienen una colección de calaveras, desde la más grande, de gorila, hasta calaveras de chimpancé, mono y partes de calavera de un elefante marino. Todas ellas de origen africano.

the-saad-abad-complex-pt-2-2f6f7c04acafd

He aquí una foto de los hermanos Omidvar; 7 de los 10 años de su viaje los hicieron en moto.

the-saad-abad-complex-pt-2-d7ef775d4e8fd

Los hermanos Omidvar en el río Amazonas después de haber matado a un tapir.

the-saad-abad-complex-pt-2-4c2af3366768b

Los hermanos Omidvar en París al lado de la Torre Eiffel.

the-saad-abad-complex-pt-2-6cf461f0534db

Museo de los automóviles reales:

Bueno esto es básicamente todo sobre el Museo de los hermanos Omidvar, a continuación tenemos el Museo de los automóviles reales; era maravilloso y no exagero. Me encantó el lugar; tenía una colección de los mejores coches de época que jamás haya visto. Ni siquiera me considero una persona a la que le gusten los coches y me pareció de lo más fascinante.

the-saad-abad-complex-pt-2-d1b92b85424ae

(El coche personal de Mohammad Reza Shah)

Hasta el museo se tardaban unos 5 minutos a pie. Eran las cuatro y algo, el tiempo empezaba a enfriarse y tan solo llevaba 3 capas de prendas. Lo último que me apetecía era pasar frío, así que caminé más rápido y agradecí el poder entrar en un edificio calentito.

the-saad-abad-complex-pt-2-5965079538e89

El museo era tirando a pequeño y como de costumbre las explicaciones decepcionantes y poco detalladas; por eso quiero de verdad agradecerle su ayuda al señor Akbari, el guía que me dedicó 20 minutos a mostrarme todo el museo y explicarme cada coche. Me contó lo mucho que le gusta su trabajo y lo orgulloso que se siente de que su país posea tales antigüedades. Sus explicaciones fueron como una epifanía que me permitió apreciar lo que el museo contenía.

El primer coche del museo es de Ashraf Pahlavi, la hermana gemela de Mohammad Reza Shah. Se trata de un Rolls Royce manufacturado en Inglaterra. El coche está hecho a prueba de balas, es ignífugo y cuenta con un control de cambios automáticos. Algo completamente inédito para la época.

the-saad-abad-complex-pt-2-64f100d528b36

A la derecha del museo tenemos el carruaje real, regalo del embajador británico para la coronación de Reza Shah. El interior de la carroza esta hecho de cuero y se mantiene en perfecto estado desde hace 90 años. Incluso tiene un logotipo de la corona del sha en efecto 3D. Sí, señores: 3D hace 90 años.

the-saad-abad-complex-pt-2-f7a1d88861273

(La carroza real)

Y ahora mi coche favorito. Algún día será mío, estoy segura. Este coche también es conocido como el rey de todos los coches que hay aquí. Este es el Mercedes Benz de Farah Pahlavi, especialmente diseñado para ella. Deja que te cuente algo fascinante sobre este coche: esta hecho de material de aviación, sobre todo aluminio; lo que lo hace un coche extra ligero. Hay una cápsula de oxígeno por si se quedan atrapados en algún sitio y les falta oxígeno; así pueden aguantar hasta que llegue su rescate. El interior del coche sigue forrado de un cuero de búfalo en perfecto estado después de tantos años. La válvula es hidráulica, pero los cambios no son automáticos. El coche también es ignífugo y a prueba de balas, aunque ya suene obvio. El color también tiene su toque único.

the-saad-abad-complex-pt-2-d98f5c6463dc0

Los demás coches se utilizaban para las ceremonias del sha o para otros desplazamientos que efectuara. Todos a prueba de balas, ignífugos con válvula hidráulica y cambios automáticos. Me lo pasé genial en este museo.

the-saad-abad-complex-pt-2-142ac9d53fced

Después de haber visitado el museo ya se estaba haciendo tarde así que decidí volver a casa. Salí por la puerta Darband y ahí había taxis que te llevaban a Tajrish, de ahí ya podrás coger una línea de metro.

He tardado más de siete horas en escribir este artículo, así que espero que os haya gustado. Manteneos al tanto de mis próximas publicaciones.

¡Hasta pronto!


Galería de fotos



Comentarios (0 comentarios)


¿Quieres tener tu propio blog Erasmus?

Si estás viviendo una experiencia en el extranjero, eres un viajero empedernido o quieres dar a conocer la ciudad donde vives... ¡crea tu propio blog y cuenta tus aventuras!

¿Quieres tener tu propio blog Erasmus?


¿No tienes cuenta? Regístrate.

Espera un momento, por favor

Girando la manivela...